10 atrações que são imperdíveis

10 atractivos imperdibles ALEMANIA – Destinos Vacacionales

Europa

¿Vas a viajar y no sabes qué hacer en Alemania? No te preocupes, te ayudaremos a decidir. Hay mucho que ver, sentir, conocer, admirar y hacer en Alemania, por lo que la elección es complicada. No sorprende que el país sea uno de los más buscados por los brasileños para hacer turismo en Europa. Su historia antigua se mezcla con los episodios de la historia moderna que dieron forma al mundo tal como lo conocemos hoy.

⇒ Descubre DÓNDE ALOJARTE EN ALEMANIA y gasta poco dinero ⇐

En el mismo país donde puedes visitar pueblos medievales casi vírgenes, podrás ver de cerca lo que queda del Muro de Berlín. En el mismo país donde lucen algunos de los castillos más bellos y románticos del mundo, es posible vislumbrar los horrores del Holocausto y la destrucción de la Segunda Guerra Mundial. El caleidoscopio cultural de Alemania se extiende por las principales ciudades modernas como Berlín; y pequeños pueblos que parecen perdidos en el tiempo, como Rothenburg.

Fuera de las ciudades, sean pequeñas o grandes, se encuentran paisajes de campiña bucólica, como los de la Ruta Romántica; e impresionantes, como los Alpes bávaros. Hay tanto que ver –y de tantas épocas– que puede resultar difícil para un viajero definir una lista de qué hacer en Alemania y armar su itinerario de viaje. Para ayudarte con esto, ¡a continuación enumeramos 10 atracciones que no te puedes perder en un viaje a este sensacional país!

1 – Muro de Berlín
2 – Marienplatz en Múnich
3 – Palacio de Wurzburgo
4 – Puerta de Brandeburgo
5 – Rothenburg ob der Tauber
6 – Biergarten de Múnich
7 – Catedral de Berlín
8 – Iglesia de Steingaden Wies
9 – Memorial del Holocausto
10 – Castillo de Neuschwanstein

Foto: Ticiana Giehl/Escolha Viajar


Qué hacer en Alemania 1 – Muro de Berlín

Suena gracioso, pero el primer elemento en cualquier lista de cosas que hacer en Alemania es algo que ya no existe. Después de la Segunda Guerra Mundial, Alemania quedó dividida entre cuatro países, que comandarían su reconstrucción. Pero la Unión Soviética acabó diferenciándose de los demás miembros del grupo, y el territorio acabó dividido entre capitalistas y socialistas.

⇒ ¡Reserva ahora tu hotel en Berlín y garantiza los mejores precios! ⇐

A pesar de las estrictas normas para impedir la inmigración, la Alemania socialista no pudo contener la huida de residentes al otro lado y estuvo al borde de la quiebra económica. Para remediar el problema, en la madrugada del 13 de agosto de 1961, el gobierno soviético erigió una valla de alambre de púas en pleno centro de la capital alemana. Así nació el Muro de Berlín, que durante 28 años dividió no sólo al país sino al mundo.

Se convirtió en el máximo símbolo de la Guerra Fría entre Estados Unidos y la Unión Soviética. Se estima que cientos de personas murieron intentando cruzar de un lado a otro de la barrera, que estaba fortificada con dos hileras de muros, trincheras, patrullas, perros rastreadores, vallas eléctricas y todo tipo de equipos de seguridad. El 9 de noviembre de 1989, después de una serie de protestas que sacaron a millones de personas a las calles de Berlín, finalmente se derribó el muro.

Turista posa para una fotografía en la East Side Gallery, una antigua sección del Muro de Berlín

Foto: Ticiana Giehl/Escolha Viajar

Hoy en día sólo quedan en pie unos 2 kilómetros que se pueden contemplar en pequeños puntos aislados alrededor de la ciudad, pero que se han conservado especialmente en dos lugares. La más popular entre los turistas es la East Side Gallery, un tramo de 1,3 kilómetros situado en la calle Mühlenstrasse, a orillas del río Spree, en Friedrichshain. En los años 90, decenas de artistas internacionales colorearon la pared con más de 100 cuadros.

El sitio que alguna vez fue sombrío se ha convertido en la colección de murales al aire libre más grande y colorida del mundo. El acceso a la East Side Gallery es gratuito a cualquier hora del día y de la noche, sin ningún tipo de entrada. El metro más cercano es Warschauer Strasse (líneas U1 y U3), la misma estación a la que puedes llegar en tren (líneas S3, S5, S7, S9 y S75). Al salir, siga la calle del mismo nombre hasta el puente Oberbaumbrücke, de ladrillo rojo.

Un niño juega en la East Side Gallery, antigua sección del Muro de Berlín

Foto: Ticiana Giehl/Escolha Viajar

La East Side Gallery comienza justo allí y sigue a la derecha, hasta la Rua Mariane-von-Rantzau. Para obtener más información, visite el sitio web oficial aquí . El otro punto clave para ver lo que queda de la barrera es el Gedenkstätte Berliner Mauer, o Memorial del Muro de Berlín. Alberga un tramo de 1 kilómetro de la muralla original, además de restos de la aduana, túneles de evacuación, una capilla y un monumento.

Este es el único lugar donde aún se puede observar cómo todos los elementos del muro formaban un letal conjunto de seguridad, que fue creciendo y haciéndose insuperable con el paso de los años. La entrada es gratuita. La exposición podrá visitarse de martes a domingo, de 10 a 18 horas; mientras que la zona exterior está abierta todos los días de 8 a 22 horas.

El acceso se realiza a través de la estación de metro Bernauer Strasse (línea U8), que se encuentra en la misma calle que el monumento, a sólo 500 metros. Otra forma de llegar es en tren, bajándote en la estación Nordbahnhof (S1, S2, S25 y S26). Para obtener más información, visite el sitio web oficial aquí .

El Memorial del Muro de Berlín no puede quedar fuera de tu lista de cosas que hacer en Alemania

Foto: Wikimedia Commons


Qué hacer en Alemania 2 – Marienplatz en Munich

Marienplatz, o Plaza de María en buen alemán, es el corazón y punto de encuentro popular del centro histórico de Múnich, también conocido como Altstadt. Este espacio rodeado de llamativos edificios es la plaza principal de la ciudad desde nada menos que 1158. En su centro se encuentra la Mariensäule, una columna construida en 1638 para conmemorar la victoria de las fuerzas alemanas sobre las suecas durante la Guerra de los 30 Años.

⇒ ¡Reserva ahora tu hotel en Múnich y garantiza los mejores precios! ⇐

En su cima, hay una hermosa estatua dorada de la Virgen María en una luna creciente. El lado este de Marienplatz está dominado por el Altes Rathaus, o Antiguo Ayuntamiento, cuyo edificio parece más bien una iglesia blanca. Se trata de la tercera reconstrucción del edificio histórico, erigido en 1460 y destruido primero por un rayo y luego por los bombardeos durante la Segunda Guerra Mundial. Hoy alberga el Museo del Juguete (de 10 a 17.30 horas, 4 euros).

Pero el mayor atractivo de Marienplatz es, sin duda, el imponente Neues Rathaus, o Nuevo Ayuntamiento. Irónicamente, fue construido en 1874, pero en estilo neogótico y parece mucho más antiguo que el antiguo ayuntamiento. Su oscura fachada de 100 metros de largo está decorada con gárgolas, estatuas y un dragón trepando a una de las torres. La principal es la torre del reloj, que tiene 85 metros de altura y se puede visitar en ascensor (de 9 a 19 horas, 2 euros).

Las muñecas salen del Glockenspiel, el reloj del Nuevo Ayuntamiento de Múnich.

Foto: Ticiana Giehl/Escolha Viajar

Y este no es un reloj cualquiera. Se trata del Glockenspiel, considerado la segunda atracción turística más decepcionante del mundo. Cada día, a las 11 y a las 12 horas (también a las 17 horas de marzo a octubre), cientos de viajeros se detienen delante del edificio para ver el mecanismo en funcionamiento. Hay 43 campanas y 32 estatuas de madera que ilustran un torneo de caballeros celebrado en 1568. Las muñecas son muy ingeniosas, pero realmente aburridas.

Y para obtener la mejor vista de Marienplatz, asegúrese de subir a la torre de Peterskirche, o Iglesia de San Pedro, que está a media cuadra de distancia, en la parte trasera de la tienda Swarowski. La entrada cuesta 1,50 euros y da derecho a subir los 306 escalones del templo más antiguo de la ciudad (construido en 1150). Desde una altura de 92 metros, la vista panorámica merece cualquier esfuerzo. ¡Asegúrese de consultar nuestra sugerencia de alojamiento bueno y económico en Múnich!

Plaza Marienplatz vista desde lo alto de la torre de la iglesia Peterskirche en Munich

Foto: Ticiana Giehl/Escolha Viajar


Qué hacer en Alemania 3 – Palacio de Würzburg

El Palacio de Würzburg – o Residencia de Würzburg – está catalogado como patrimonio de la UNESCO y considerado uno de los palacios barrocos más bellos e importantes de Europa. Por supuesto, un lugar como este no podía quedar fuera de tu lista de cosas que hacer en Alemania. Construido en 1720 para ser residencia de los príncipes obispos de la ciudad del mismo nombre, cuenta con nada menos que 350 habitaciones y alberga el fresco más grande del mundo, con una superficie de 667 m².

⇒ ¡Reserva ahora tu hotel en Wurzburgo y garantiza los mejores precios! ⇐

Obra de Tiepolo, representa los cuatro continentes conocidos entonces (África, Europa, América y Asia) y está situada en lo alto de una magnífica gran escalera en zigzag. Toda esta parte central del palacio se salvó milagrosamente de la destrucción provocada por los bombardeos de la Segunda Guerra Mundial, que destruyeron más del 90% de los edificios de Würzburg. Pero el resto del edificio no se salvó y tuvo que ser sometido a importantes trabajos de restauración en los años 80.

Jardín del Palacio de Würzburg, que no puede quedar fuera de tu lista de cosas que hacer en Alemania

Foto: Ticiana Giehl/Escolha Viajar

En esta parte destacan las obras de las salas Blanco (Weisser Saal), Imperial (Kaisersaal) y Espejo (Spiegelkabinet), esta última decorada con 600 m² de pan de oro. Toda la visita al interior del palacio se realiza en grupos guiados y la entrada cuesta 9 euros. Los recorridos se realizan cada 30 minutos, pero sólo en alemán. Los grupos de inglés solo están disponibles a las 11:00 y a las 15:00 horas durante todo el año, y también a las 13:30 y 16:30 de marzo a octubre.

La Residenz está abierta de 9 a 18 horas de abril a octubre; y de 10 a 16.30 horas de noviembre a marzo. No dejes de dar un paseo por el precioso jardín de la parte trasera del palacio, llamado Hofgarten, que tiene entrada gratuita y se puede visitar sin guía. Esta es la única parte de la Residenz donde se permiten fotografías y vídeos. El palacio está a sólo 5 minutos a pie del centro de la ciudad y a 20 minutos de la estación central de trenes.

Para obtener más información, consulte aquí el sitio web oficial de Residenz . Para saber más sobre qué hacer en la ciudad y cómo llegar, consulta nuestro itinerario de la Ruta Romántica de Alemania en cuatro días. ¡Y asegúrese de consultar nuestras sugerencias de alojamiento bueno y económico en Würzburg!

Palacio de Würzburg, que no puede quedar fuera de tu lista de cosas que hacer en Alemania

Foto: Ticiana Giehl/Escolha Viajar


Qué hacer en Alemania 4 – Puerta de Brandenburgo

La Puerta de Brandeburgo se convirtió en el centro del Berlín posterior a la Segunda Guerra Mundial porque fue una de las pocas cosas que quedaron en pie en la ciudad tras los bombardeos que culminaron con la ocupación de las fuerzas aliadas en 1945 (el 90% de los edificios de la capital alemana fueron destruidos en esa ocasión). No es que este hermoso hito no fuera importante antes, pero adquirió un nuevo significado.

⇒ ¡Reserva ahora tu hotel en Berlín y garantiza los mejores precios! ⇐

Hoy en día, la puerta encarna la reunificación alemana y se ha convertido en el principal punto de encuentro de Berlín y de todo el país. Allí se celebran grandes celebraciones, como Nochevieja, festivales y conciertos. Así que ni se te ocurra dejarlo fuera de tu lista de cosas que hacer en Alemania. La ‘Brandenburger Tor', como se la llama en alemán, era una de las antiguas puertas de la ciudad.

Una pareja posa para una foto con la Puerta de Brandenburgo al fondo, en Berlín

Foto: Ticiana Giehl/Escolha Viajar

Fue reconstruido a finales del siglo XVIII como arco de triunfo encargado por el rey Federico Guillermo II de Prusia. Construida en estilo neoclásico, se inspiró en la Acrópolis de Atenas y se eleva 26 metros de altura sobre 12 columnas dóricas y cinco vanos centrales. Sobre el arco se encuentra la Cuadriga, una escultura de la diosa de la victoria conduciendo un carruaje tirado por cuatro caballos.

Situada en Mitte, el corazón de Berlín, la puerta está a un lado de Unter den Linden, la avenida que antiguamente conducía al Palacio de la Ciudad. Y por el otro, la agradable Pariser Platz, una plaza ajardinada donde se encuentran las embajadas de Reino Unido, Estados Unidos y Francia. Es accesible desde las estaciones de metro Brandenburger Tor (línea U55) y Französische Strasse (línea U6), la primera de las cuales sale casi frente a Pariser Platz y la segunda está a sólo 10 minutos a pie.

También se puede llegar a Brandenburger Tor en tren, ya que hasta la parada llegan las líneas S1, S2, S25 y S26. La Puerta de Brandeburgo se puede visitar a cualquier hora del día y recomendamos especialmente pasar por la noche. De esta forma, no sólo podrás ver el monumento todo iluminado, sino que también tendrás la oportunidad de fotografiarlo sin nadie delante.

La Puerta de Brandenburgo, en Berlín, no puede quedar fuera de tu lista de cosas que hacer en Alemania

Foto: Ticiana Giehl/Escolha Viajar


Qué hacer en Alemania 5 – Rothenburg ob der Tauber

¡Prepara tu corazón, porque este pueblo medieval es uno de los lugares más fascinantes del mundo y la prioridad número 1 en tu lista de cosas que hacer en Alemania! Con estrictas leyes de preservación, Rothenburg ob der Tauber parece un parque temático medieval, tal es la perfección de sus típicos coloridos edificios de madera, murallas, torres, tejados cónicos rojos y placas de hierro fundido.

⇒ ¡Reserva ahora tu hotel en Rothenburg y garantiza los mejores precios! ⇐

La ciudad es pequeña y, si puedes, piensa en pasar un día entero allí, perdiéndote por sus callejones y babeando por su total y completo encanto. Hay varios puntos de interés para admirar y fotografiar, empezando por la imponente puerta principal: la Röderturm. Otro es el Gerlachschmiede, una casa medieval con encanto para regalar y vender y que es uno de los rincones más fotogénicos de la ciudad. Pero el rincón más famoso y postal oficial de Rothenburg es Plönlein.

A un lado se ve la torre Siebersturm, al otro la torre Kobolzeller Turm y, justo en el centro, una casa medieval amarilla. Se necesita un poco de paciencia para tomar una foto, ya que el lugar suele estar lleno y todos quieren su selfie con la esquina más amigable del planeta. En la calle Untere Schmiedgasse hay muchos edificios típicos, acogedoras panaderías, restaurantes con mesas en la acera, tiendas de souvenirs, carteles de hierro fundido y escaparates multicolores.

La ciudad medieval de Rhotenburg no puede quedar fuera de tu lista de cosas que hacer en Alemania

Foto: Ticiana Giehl/Escolha Viajar

La calle conduce a Marktplatz, la plaza central de la ciudad. Una vez más, los edificios típicos son una atracción en sí mismos, al igual que la hermosa fuente de St. Georgs Brunnen. El edificio blanco del centro es el ayuntamiento, o Altes Rathaus, construido en el siglo XIV. En el lado izquierdo del edificio hay una entrada a la torre – o Rathausturm -, desde donde se puede tener una hermosa vista del valle del río Tauber y los tejados rojos. Hay 220 escalones hasta la cima y la entrada cuesta sólo 2 euros.

El Burg Turm und Tor, o torre y puerta del castillo, en buen portugués, es otra entrada a la ciudad y, fuera de ella, hay un pequeño parque desde donde se puede admirar la vista del valle del río Tauber. También es posible caminar a lo largo de un tramo de la muralla, que tiene un total de 2,5 kilómetros de largo. Otro rincón con encanto es la Torre Markusturm Röderbogen, que está rematada por un reloj y abre un paso entre las calles a través de un arco.

Una fuente y parterres de flores completan la escena. Para saber más sobre qué hacer en la ciudad y cómo llegar, consulta nuestro itinerario de la Ruta Romántica de Alemania en cuatro días. ¡Y no olvide consultar nuestras sugerencias de alojamiento bueno y económico en Rothenburg ob der Tauber!

La ciudad medieval de Rothenburg ob der Tauber no puede quedar fuera de tu lista de cosas que hacer en Alemania

Foto: Ticiana Giehl/Escolha Viajar


Qué hacer en Alemania 6 – Munich Biergartens

Ir a Munich, la capital mundial de la cerveza, y no beber en un ‘biergarten' es como ir a Roma y no ver al Papa. Así que asegúrese de incluir uno (o varios) en su lista de cosas que hacer en Alemania. Los ‘Biergartens', o cervecerías al aire libre, son espacios abiertos donde la gente se reúne para beber y comer comida típica alemana. Normalmente operan entre frondosos árboles en un parque o plaza, donde los visitantes comparten decenas de mesas de madera.

⇒ ¡Reserva ahora tu hotel en Múnich y garantiza los mejores precios! ⇐

Las jarras de cerveza son siempre de un litro y no son muy baratas (unos 8 euros), pero la diversión vale el precio. Por lo general, en cada jardín sólo se vende una marca de cerveza, siendo las principales cervecerías de Múnich Augustiner, Hacker-Pschorr, Löwenbräu, Hofbräu, Paulaner y Spaten. El aperitivo más popular para acompañar la cerveza de barril es el pretzel, que en alemán es de tamaño gigantesco y muy salado.

No te sorprendas al ver a muchos alemanes vistiendo trajes tradicionales en los ‘biergartens', ya que son lugares de tradición. El ‘biergarten' más famoso y principal de Munich es Viktualienmarkt, que está a sólo dos cuadras de Marienplatz, la plaza central de la ciudad. Opera entre los puestos de este uno de los mercados de alimentación más grandes de toda Europa. Hay 600 lugares para sentarse y en este ‘biergarten' se sirve una marca diferente de cerveza cada seis meses.

Jarras de cerveza y pretzels sobre una mesa en una taberna al aire libre en Munich

Foto: Ticiana Giehl/Escolha Viajar

El segundo ‘biergarten' más popular de Múnich es el Chinesischer Turm, situado en el parque más grande de la ciudad, el Jardín Inglés (Englischer Garten). Debido a la corta distancia de la universidad, el lugar atrae a menudo, además de turistas, a un público más joven. Chinesischer Turm funciona alrededor de una torre de estilo pagoda china y tiene capacidad para sentarse nada menos que 7 mil personas. La cerveza que se sirve es Augustiner.

Por cierto, el tercer ‘biergarten' que recomendamos en Múnich es exactamente el de esta cervecería, la Augustiner-Keller. Menos turístico y muy popular entre los locales, tiene capacidad para 5.000 personas, lo que lo convierte en el tercero más grande de la ciudad. El jardín está situado fuera del centro y hay tres estaciones de metro muy cerca (Stiglmaierplatz, Königsplatz y Karlsplatz). ¡Asegúrese de consultar nuestra sugerencia de alojamiento bueno y económico en Múnich!

Multitud llena la taberna al aire libre en el mercado Viktualienmarkt de Munich

Foto: Ticiana Giehl/Escolha Viajar


Qué hacer en Alemania 7 – Catedral de Berlín

La imponente Berliner Dom, como se la llama en alemán, fue construida en 1905 para ser la iglesia a la que asistían los antiguos reyes de Prusia y no puede dejarse fuera de tu lista de cosas que hacer en Alemania. Construido en estilo renacentista italiano, impresiona tanto por fuera como por dentro. No dejes de pasar unos momentos sentado en el parque Lustgarten, que está justo enfrente y desde donde podrás admirar la hermosa vista de la cúpula verde y dorada.

⇒ ¡Reserva ahora tu hotel en Berlín y garantiza los mejores precios! ⇐

Se eleva a 116 metros de altura. En el interior destacan el lujoso altar de mármol y ónix y el gigantesco órgano con 7.269 tubos. No olvides subir los 267 escalones hasta la galería, donde podrás disfrutar de una hermosa vista de la ciudad. Consulte el sitio web oficial aquí . La catedral está situada en la Isla de los Museos, en Mitte, el corazón de la ciudad. La estación de metro más cercana es Hausvogteiplatz (línea U2), que está a sólo 900 metros (12 minutos a pie).

La estación de tren más cercana es Hackescher Markt (líneas S3, S5, S7, S9 y S75), a 600 metros (7 minutos a pie). La iglesia se puede visitar de lunes a sábado de 9 a 20 horas entre el 1 de abril y el 30 de noviembre; y de 9 a 19 horas del 1 de octubre al 31 de marzo. Los domingos y festivos la apertura es de 12:00 a 20:00 horas entre el 1 de abril y el 30 de noviembre; y de 12 a 19 horas del 1 de octubre al 31 de marzo. Las entradas cuestan 5 euros sin subir a la galería, y 7 euros con ella.

La Catedral de Berlín no puede quedar fuera de tu lista de cosas que hacer en Alemania

Foto: Ticiana Giehl/Escolha Viajar


Qué hacer en Alemania 8 – Steingaden Wieskirche

Conocida como Wies para abreviar, la Wieskirche es Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO y una de las iglesias barrocas más admiradas del planeta, siendo visitada por no menos de 1 millón de personas al año. Así que, por supuesto, ¡no puede quedar fuera de tu lista de cosas que hacer en Alemania! Situada en la pequeña localidad de Steingaden, en la región de Baviera, fue construida en el siglo XVII.

⇒ ¡Reserva ahora tu hotel en Füssen y garantiza los mejores precios! ⇐

El propósito del templo era albergar una estatua de Cristo que habría llorado ante un pastor y atrajo a multitudes de creyentes en ese momento. Su interior de forma ovalada está sostenido por ocho columnas blancas con profusas decoraciones doradas. El techo abovedado se hizo sin soporte para que pareciera una obra divina y está cubierto por un magnífico fresco que representa la resurrección de Cristo. ¡Un lugar realmente hermoso!

La iglesia está abierta de 8:00 a 17:00 horas en invierno y de 8:00 a 20:00 horas en verano y se puede visitar como parte de una ruta por la Ruta Romántica de Alemania (más información aquí ) o como visita independiente desde Füssen. Para aquellos que no disponen de coche de alquiler, el autobús regional RVO 73 sale de la estación de tren de la ciudad al menos seis veces al día para recorrer un recorrido de 27 kilómetros (4 euros ida y vuelta). La entrada a la Wieskirche es gratuita.

Turista admira el fresco en el techo de la iglesia Wieskirche en Steingaden

Foto: Ticiana Giehl/Escolha Viajar


Qué hacer en Alemania 9 – Memorial del Holocausto

Su nombre oficial es Monumento a los judíos asesinados en Europa. Este inmenso monumento situado en Mitte, el corazón de Berlín, ocupa el espacio de un campo de fútbol y abarca 19.000 metros cuadrados. Una magnitud proporcional al número de víctimas que honra: los 6 millones de judíos que perecieron a manos del nazismo durante el periodo en que continuó el Holocausto en el Viejo Continente.

⇒ ¡Reserva ahora tu hotel en Berlín y garantiza los mejores precios! ⇐

Creado por el arquitecto neoyorquino Peter Eisenman en 1999, este es un monumento que se desvía por completo de los conceptos más tradicionales de homenajes funerarios. Por todo ello no puede quedar fuera de tu lista de cosas que hacer en Alemania. Está formado por 2.700 losas de hormigón de 95 centímetros de fondo y 2,38 metros de ancho. La altura varía y están dispuestas sobre un terreno irregular, lo que hace que caminar entre ellas sea una especie de laberinto.

Bloques de hormigón forman un laberinto en el Memorial del Holocausto en Berlín.

Foto: Ticiana Giehl/Escolha Viajar

La entrada al monumento es gratuita y está abierta a cualquier hora del día y de la noche, pero se pide a los visitantes que respeten su importancia. Esto significa: no gritar, reír, jugar a la mancha entre las losas ni posarse sobre ellas. Cualquier persona interesada en profundizar en la historia del Holocausto y sus principales víctimas puede visitar allí el Centro de Información del memorial o acceder aquí . a la web oficial

El monumento ocupa la manzana situada entre las calles Hannah-Arendt-Strasse, Cora-Berliner-Strasse, Behrenstrasse y Ebertstrasse. Se puede acceder al monumento a través de las estaciones de metro Mohrenstrasse (línea U2), Französische Strasse (U6) o Brandenburger Tor (U55). Todos están a menos de 10 minutos a pie. También es posible llegar a Brandenburger Tor en tren, y hasta la parada llegan las líneas S1, S2, S25 y S26.

El Memorial del Holocausto en Berlín no puede quedar fuera de tu lista de cosas que hacer en Alemania

Foto: Ticiana Giehl/Escolha Viajar


Qué hacer en Alemania 10 – Castillo de Neuschwanstein

Neuschwanstein es uno de los castillos más famosos y visitados del mundo, ya que fue construido por el rey Luis II de Baviera, conocido como el «Rey de los cuentos de hadas». Apasionado de la música y de las óperas de Richard Wagner, vivió, para utilizar una expresión moderna, en el mundo de las nubes. Tanto es así que decidió hacer realidad sus sueños y, en 1868, ordenó la construcción de un castillo de estilo romántico medieval.

⇒ ¡Reserva ahora tu hotel en Schwangau y garantiza los mejores precios! ⇐

Walt Disney utilizó Neuschwanstein como base para diseñar su castillo de Cenicienta, que aparece en la animación homónima de 1950 y que se hizo realidad en el parque temático Magic Kingdom (Estados Unidos). Por eso la gente suele referirse a Neuschwanstein como el castillo de Cenicienta. No puede quedar fuera de tu lista de cosas que hacer en Alemania, ¿verdad?

Ubicado en la pequeña ciudad de Schwangau, el edificio se considera el punto culminante de la Ruta Romántica de Alemania (consulte ) nuestro itinerario sugerido de 4 días aquí . La mayoría de la gente visita Neuschwanstein junto con el vecino castillo de Hohenschwangau, donde Ludwig pasó su infancia. El billete combinado cuesta 25 euros. Aquellos con un presupuesto de viaje mayor pueden alojarse en hoteles cercanos, la mayoría de los cuales tienen vistas a los castillos.

El castillo de Neuschwanstein, en Schwangau, no puede quedarse fuera de tu lista de cosas que hacer en Alemania

Foto: Ticiana Giehl/Escolha Viajar

Aquellos que necesiten un alojamiento más económico deberán conducir quince minutos más hasta Füssen, que está a sólo 4 kilómetros de distancia. Esta es la última parada de la Ruta Romántica y sirve como base para visitar los castillos, tanto porque tiene opciones de dónde alojarse como porque cuenta con una buena variedad de restaurantes, tiendas y atracciones turísticas propias. Consulte la sugerencia de Escolha Viajar para un alojamiento bueno y económico en la ciudad.

La visita guiada dentro de Neuschwanstein es realmente corta (30 minutos), lo que puede resultar un poco decepcionante para quienes han pasado horas haciendo cola para comprar billetes y autobuses. Pero lo poco que ves, incluida la habitación de Luis II, te llenará los ojos. La razón principal es que el rey murió antes de que el castillo estuviera terminado y el gobierno bávaro suspendió las costosas obras.

Aun así, quedan algunas estancias de extraordinaria belleza que podrás contemplar durante tu visita. Destacan la Sala de los Juglares, donde el rey planeaba representaciones de ópera; el Salón del Trono, con su increíble suelo de mosaico; y el dormitorio del soberano, presidido por una gigantesca cama de madera íntegramente tallada en estilo gótico. Pero la vista más hermosa de Neuschwanstein se ve desde fuera.

Una pieza de plata forma parte de la decoración interior del castillo de Hohenschwangau

Foto: Ticiana Giehl/Escolha Viajar

Después de visitar el interior, busque fuera del castillo las señales que conducen al puente Marienbrücke, a 10 minutos a pie. Por el camino empezarás a ver hermosas vistas del castillo a medida que te alejas. Este puente estratégicamente construido sobre un desfiladero es el mejor ángulo para admirar Neuschwanstein y también el lugar adecuado para tomar esa foto clásica del castillo.

Pero no te quedes atascado al principio del puente, como hace el 99% de los turistas. Pasa entre la multitud, cruza el puente y baja por los senderos del otro lado hasta encontrar un hueco en el bosque desde donde puedes ver la joya inacabada de Ludwig con mucha más calma y espacio. Asegúrese de consultar nuestro texto completo con todo lo que necesita saber sobre la visita al Castillo de Neuschwanstein .

Castillo de Neuschwanstein en Schwangau, visto desde el puente Marienbrücke

Foto: Ticiana Giehl/Escolha Viajar


Ver todas las publicaciones de Alemania

¿Se ha vuelto más fácil planificar su viaje? Si aún tienes alguna duda, deja tu pregunta en los comentarios y Escolha Viajar te responderá. Aprovecha también para leer nuestros otros textos sobre Alemania.

⇒ CÓMO VISITAR NEUSCHWANSTEIN, el castillo real de Cenicienta
⇒ ¡FOTOS DE ALEMANIA! Haz un ‘viaje' al país en 70 imágenes
⇒ DÓNDE ALOJARSE EN ALEMANIA y gastar poco dinero
⇒ ITINERARIO DE LA RUTA ROMÁNTICA: 4 días entre castillos y pueblos
⇒ ITINERARIO EN ALEMANIA: 9 días en Berlín, Munich y Ruta Romántica
⇒ ¿CUÁNTO CUESTA VIAJAR A ALEMANIA? Prepara tu bolsillo
⇒ 10 CONSEJOS DE ALEMANIA que debes saber antes de viajar
⇒ GUÍA DE VIAJE A ALEMANIA: ¡Todo lo que necesitas saber!
⇒ ITINERARIO BERLÍN para 1 o 2 días de viaje (con mapas)

Un turista admira los graffitis en la East Side Gallery, una antigua sección del Muro de Berlín

Foto: Ticiana Giehl/Escolha Viajar

*** Escolha Viajar estuvo en Alemania en julio de 2015 ***